sábado, 4 de enero de 2014

Dracaena sanderiana, bambú de la suerte

La dracaena sanderiana, pese a ser conocida popularmente como bambú de la suerte, no pertenece a la familia botánica de los bambúes sino a la familia de las nolinóideas. Son plantas monocotiledóneas, que crecen en forma arborescente en su habitat natural, si bien para su uso ornamental suelen seleccionarse tallos únicos de entre 30 y 50 cms. de longitud. Suele comercializarse en floreros estrechos con agua en vez de sustrato o tierra. En ese caso se tendrá que mantener el nivel de agua unos 2 centímetros por encima de las raices superiores y cambiar el agua cada una o dos semanas. Al ser la drácena sanderiana originaria de las zonas tropicales del África central se debe mantener a temperaturas moderadas, ni mucho frio en invierno ni mucho calor en verano ya que sinó las hojas y la parte superior del tallo se pondrán amarillas o marronáceas. La luz es mejor que sea indirecta pero abundante.

mambu de la suerte en agua

La peculiar forma retorcida de los tallos del bambú de la suerte la hacen ser muy utilizada como planta ornamental.

dracaena sanderiana

También es una planta muy utilizada en Feng Shui.

plantas para feng shui


En invierno, se ha de tener cuidado de no colacar a nuestra drácena cerca de los radiadores de la calefacción a mucha potencia o se nos quejará:

bambu retorcido en espiral

Por lo demás, el bambú de la suerte es una planta que no requiere de muchos cuidados especiales.




Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...