viernes, 10 de abril de 2015

Vaccinium corymborum, arándano azul

El vaccinium corymbosum o arándano azul es una planta arbustiva del género Vaccinium procedente de Norteamérica. Suele tener entre 50 y 70 centímetros de alto en estado silvestre, bastante menos si lo cultivamos en una maceta. Es un arbusto de hojas simples y caducas, quedándose los tallos limpios de hojas y con aspecto seco y rojizo todo el invierno. Las flores, de color blanco a rosado, crecen agrupadas en racimos. La baya o fruta es el arándano en sí, de forma esférica y color blanco al principio, pasando a su característico color morado a medida que madura. Los arándanos silvestres son un poco más pequeños que los arándanos cultivados, además de tener un sabor más intenso. El cultivo casero del vaccinium corymborum no presenta grandes dificultades. Crece bien en suelos arcillosos y arenosos, con un buen drenaje. Se tendrá que regar regularmente, ya que el arándano es bastante sensible a la sequía.

arándano en maceta
Durante el invierno el Vaccinium corymborum se queda sin hojas.

cultivo casero de arándanos azules
A principios de primavera empiezan a brotar las primera hojas del arándano.

hojas del arandano
Las hojas ovaladas del arándano miden 7 u 8 centímetros y son de color verde intenso.

flores de arandano
Flores del arándano azul antes de abrirse.

Vaccinium corymborum bluenerry
Como vemos es esta fotos, las flores del Vaccinium corymborum crecen en racimos.

bayas de arándano
Aquí vemos las bayas cuando aún están inmaduras y tienen un color exterior verde claro.

bayas silvestres azules
A medida que los arándanos van madurando van adquieriendo su característico color morado.

frutos silvestres arándanos
De una pequeña maceta podemos obtener una buena ración de arándanos.

semillas de arándano azul
Dentro de los arándanos podemos ver las pequeñas semillas.


Los arándanos son ideales para personas que siguen algún tipo de dieta de adelgazamiento debido a su bajo contenido calórico y gran aporte de fibra. Su característico color azulado se debe a su alto contenido en antocianos, unos colorantes naturales del grupo de los flavonoides de gran poder antioxidante. También es una buena fuente de vitamina C y minerales como el potasio, fósforo y magnesio.
El arándano también tiene muchos usos culinarios, sobre todo en repostería. Se suelen utilizar en pasteles, tartas, mermeladas y como aderezo de otros muchos platos. También en algunos lugares es muy típico el licor de arándanos, que se puede incluso hacer de manera casera.






Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...